El apocalipsis: La obra cumbre del evangelista San Juan

El libro denominado como las Revelaciones o apocalipsis de San Juan, por su genero literario, es considerado por la mayoría de los eruditos como el único texto del Nuevo Testamento de carácter exclusivamente profético. El mismo lo escribió el discípulo amado en la isla de Patmos donde se refugió, cerca de la ciudad de Éfeso, por revelación divina.

El contenido del mismo como dice su nombre, tiene unas connotaciones eminentemente apocalíptico. Ya que su autor profetiza una serie de hechos de índole hecatombicos, como han sido las guerras, desastres de diferentes etiologías, la proximidad del fin del mundo, y otras de contenidos similares, que ha puesto al Planeta Tierra en una situación donde se temía por su supervivencia.

“-Este apóstol era hijo de Zebedeo, y por consiguiente hermano de Jacob (Santiago), fueron siempre pescadores, y faenaban junto a Simón (Pedro), en el mar de Tiberiades. Una vez que Jesús lo llama a su lado, se convierte en el discípulo amado, y en el momento de la crucifixión permaneció al pie de la cruz, junto a María hasta que Jesús exhaló su ultima palabra, -Padre perdónales porque no saben lo que hacen-“.

El símbolo que representa a San Juan es un Águila Real, (los Reyes Católicos, Isabel Fernando, cuando culminaron la unidad de España en Granada, adoptaron como elemento principal en su escudo* el Águila de Patmos, cuyo alto vuelo significaba la, altura de miras, grandeza y la extraordinaria capacidad intelectual que revestía a este Santo Evangelista, ya que esta era una de las divisas, que iban a lucir, junto al castillo, el león, las barras, las cadenas, la granada, las torres de Hércules, el yugo y las flechas, y la banda en el cuello del mismo (el águila) donde se podía leer, Una, grande y libre, que fue este lema el que acreditó a España en el mundo entero, especialmente durante el reinado de los Ausburgos-Austrias), donde este Evangelista junto con San Marcos, San Mateo y San Lucas, forman este grupo donde destacan los evangelios que los mismos escribieron, y que la Iglesia Católica cita diariamente en su liturgia más significada “-la santa misa-“.

Este libro de San Juan habla de la maldad de los hombres, de sus enfrentamientos fratricidas, de guerras interminables donde las perdidas humanas se contabilizan por miles, de crímenes de lesa humanidad, y de otros acontecimientos que se han hecho realidad a través de los tiempos, cuanto profetizó hace casi dos mil años se esta cumpliendo de forma apodíctica.

Las dos guerras mundiales donde perdieron la vida millones de personas, las que siguen vigentes entre las diferentes etnias africanas, las del ISIS, las internas en Turquía y Oriente Medio, la de Siria. Aparte de estos incidentes sangrientos, la ingobernabilidad de la mayoría de los países del orbe, las enfermedades incurables cuyos orígenes son totalmente desconocidos, que no permiten a los científicos actuales aplicar los tratamientos adecuados para erradicarlas, en fin que anunció una serie de hecatombes que se han ido cumpliendo a través de los siglos.

La pandemia de la corrupción que afecta a la mayoría de los políticos sea cual sea su ideología, la titulitis en forma de máster, que en la mayoría de los casos no se han realizado y son utilizados por una serie de políticos desnaturalizados, de forma fraudulenta para engordar los currículum, que no se sostienen dada la inexistente capacidad intelectual de quienes los formulan de manera indecente. Citar un nuevo master de connotaciones dubitables surgido recientemente, el de la señora Montón, ministra de Igualdad que parece ser, nos quiso hacer creer que lo realizó en la universidad, rey Juan Carlos, cuando era ministra de Igualdad del gobierno de Zapatero, otra incapacitada intelectualmente hablando dada su falta de preparación y la adecuación mínima exigida para acceder a tan alto cargo como era la señora Bibiana Aido.

Hay políticos ilustrados –los menos- y los que se dedican a la política sin tener pajorera idea de que va la cosa –la mayoría-, que suscitan lamentablemente una serie de problemas que perduran en el tiempo, como es el caso de las Tarifas para viajar desde Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla, donde el lucimiento del ministro de Fomento el señor Abalos se ha desacreditado por no saber diferenciar la tarifa regular de la bonificable, dedicándose a marear la perdiz sin saber donde radica el quid de la cuestión. El Gobierno Canario ya ha consultado a sus Servicios Jurídicos con el fin de demandar al citado Ministro que no se entera de que va la cosa. Lo mismo le ocurre con la huelga de taxis, que no ve la forma de atajarla con el daño que le esta haciendo a los ciudadanos.

Lo mismo ocurre con el –ínclito- presidente Sánchez que de una manera vulgar pone en funcionamiento un Falcón 900 del ejercito del Aire, para desplazarse a Castellón para asistir a un evento consistente en un concierto de un grupo norteamericano del que se manifiesta un fans empedernido, tratando ahora por todos los medios quitarle yerro al tema alegando la “-vicepresidenta señora Calvo a toro pasado, que se trató de un viaje de índole cultural, revestido de un cierto grado de oficialismo, algo que los españoles que –se creen que somos tontos-, no nos creemos, el señor Sánchez y acompañantes se fueron de –picos pardos- hasta Benicassin, a divertirse y pasarlo bien sin pensar en ningún momento el enorme gasto que generó tan lamentable osadía indigna de un estadista que se precie-“.

La oposición debería solicitar su comparecencia en el Parlamento, y exigirle que diga la verdad sin tapujos ni versiones segadas, ya que lo que hizo lo acredita como lo que es un “-demagogo-“ simple y desconocedor de la política.

Lo apocalíptico y profético que San Juan expuso en tan excelso texto, se esta cumpliendo, donde el execrable comportamiento de muchos individuos –especialmente los políticos-, están rompiendo la armonía y la concordia existente al menos en nuestra gran nación, donde el pueblo desposeído de su identidad, deambula sin saber a donde va.

La vulgaridad se ha vuelto a implementar en España, donde un gobierno inadecuado y falto de rigor, intenta hacernos comulgar con piedras de molino, donde la demagogia de un presidente falto de conocimientos políticos, nos quiere vender una mercancía de espureos contenidos, y además inexistente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *