El PP de Telde solicita que el Pleno rechace un aumento de la presión fiscal en Canarias

El grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Telde solicita mediante una moción que el Pleno municipal se pronuncie en contra de un aumento de la presión fiscal en Canarias y de cualquier cambio de los actuales repartos de los fondos del FDCAN, IGIC y otros entre las instituciones locales e insulares de la Comunidad Autónoma.

En la misma moción las concejalas del PP teldense, piden que el pleno se dirija al Gobierno de Canarias con la exigencia de que reclame al de España “el abono inmediato de las cantidades adeudadas” a Canarias.

Moción del PP

El Gobierno de Canarias ha propuesto reducir las aportaciones a las entidades locales de las islas con cargo al Fondo de Desarrollo de Canarias (FDCAN), de los 160 millones de euros actuales a 100 millones en 2020 y a 80 millones en 2021, con el teórico compromiso de que dichas cantidades serían devueltas en los ejercicios 2026 y 2027, así como aprobar una reforma fiscal al alza.

El FDCAN se creó gracias a la especial sensibilidad con Canarias del anterior Gobierno de España del Partido Popular, que acordó devolver anualmente a Canarias 160 millones de euros en concepto de indemnización por la extinción del antiguo Impuesto General sobre el Tráfico de Empresas (IGTE).

Así, el FDCAN movilizaría 1.600 millones de euros en 10 años (2016-2025), al objeto de modernizar el tejido productivo, avanzar en la creación de empleo de calidad y orientarlo a actividades que diversificaran la economía del archipiélago.

El artículo 4 de la Ley 9/2003, de 3 de abril, de Medidas Tributarias y de Financiación de las Haciendas Territoriales Canarias, distribuye el Bloque de Financiación Canario (creado para el cálculo de la distribución de los ingresos de los tributos derivados del Régimen Económico y Fiscal de Canarias), de la siguiente manera: un 58% de las cantidades a Cabildos y Ayuntamientos (conjuntamente), y un 42% para la Comunidad Autónoma de Canarias.

Ya en el año 2012, el Gobierno de Canarias – en una situación crítica –, elevó el IGIC del 5 al 7% y solicitaron a los Ayuntamientos y Cabildos la cesión, hasta el año 2015, del 50% de la recaudación (2 puntos) del nuevo tipo general del IGIC. Las corporaciones locales accedieron sin ningún tipo de compensación, renunciando a una cuota de su financiación durante 3 años y medio para recuperar, a partir del año 2016, el porcentaje que marca la Ley.

Por el contrario, durante los años 2018 y 2019, el Partido Popular incluyó en los Presupuestos de Canarias un alivio fiscal que, en el caso del IGIC, supuso un recorte de medio punto hasta el 6,5% este año 2019; pero que también incluyó la eliminación de los impuestos de la entrega de energía eléctrica, la reducción de la factura de la telefonía móvil, el “IGIC Social” al 0% para los servicios socio-sanitarios, la bajada del tramo autonómico del IRPF para las rentas bajas, el aumento de las bonificaciones para las familias con más de 2 hijos y la creación de deducciones al realizar la declaración de la renta por el comedor del colegio, los uniformes y libros escolares, los gastos médicos o la presencia de personas con discapacidad en la unidad familiar, entre otros aspectos.

La propuesta actual del gobierno de Canarias supone quitarle a los Cabildos y Ayuntamientos una parte de los recursos que, en la actualidad, legalmente les corresponden a estos para afrontar sus competencias. Como única alternativa, los partidos que sustentan al Gobierno de Canarias (PSOE, Nueva Canarias, Podemos y la Agrupación Socialista Gomera), proponen subir aún más los impuestos a todos los canarios.

Las previsiones para los Presupuestos Generales de Canarias del año 2019, apuntaban a un crecimiento de la recaudación IGIC, que es un impuesto que grava el consumo. Sin embargo, la desaceleración económica ante la que aún no ha reaccionado el actual Gobierno de Canarias, ha hecho que estas previsiones de ingresos no se alcancen porque el consumo ha caído en Canarias. Pese a ello, el IGIC batió récord de recaudación en el año 2018 con 1.702 millones de euros.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que el Ministerio de Hacienda coloca a Canarias entre las comunidades autónomas con superávit (360 millones de euros), y que el Gobierno de España aún no pagado la deuda de unos 1.300 millones que mantiene con las islas.

Parece que pese a todos estos datos, el Gobierno de Canarias planea una reforma fiscal tales como:
• Subir el tipo general del IGIC del 6,5 al 7%, a la factura de la luz del 0 al 3% para las empresas y autónomos, a la telefonía móvil del 3 al 6% y a los artículos de lujo del 13,5 al 15%.

• Además, el Gobierno de Canarias planea eliminar determinadas bonificaciones de impuestos tales como el de Sucesiones y Donaciones o el del tabaco negro, y aumentar el tramo autonómico del IRPF.

Por todo ello, el grupo popular propone el siguiente acuerdo:
1.- Instar al Gobierno de Canarias a que exija al Gobierno de España el abono inmediato de las cantidades adeudadas a la Comunidad Autónoma.

2.- Instar al Gobierno de Canarias a que mantenga los actuales repartos con Ayuntamientos y Cabildos, tanto del FDCAN como del IGIC y el resto de componentes del Bloque de Financiación Canario.

3.- Exigir al Gobierno de Canarias a que no apruebe ningún tipo de escalada fiscal en la Comunidad Autónoma y que mantenga, al menos, todas y cada una de las medidas del alivio fiscal aprobadas durante los dos últimos ejercicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *