Este martes se presenta la segunda reedición de la obra ‘León y Castillo. Embajador (1887-1918)’

El historiador Víctor Morales Lezcano presentará hoy martes 18 de diciembre, a las 19:00 horas, en la Casa-Museo León y Castillo de Telde, la segunda reedición de su obra ‘León y Castillo. Embajador (1887-1918)’.

Se dará a conocer esta segunda revisión de este trabajo que incluye un prefacio, que redefinirá el papel del político grancanario en el tiempo, justo cuando se cumple la fecha clave del centenario de su fallecimiento.

Víctor Morales es experto, tanto en relaciones con el Magreb como en el mundo islámico en general. El historiador se muestra extraordinariamente diplomático cuando se le plantea si es ‘casualidad’ que esta revisión historiográfica coincida en el tiempo con una compleja relación del mundo occidental con los países árabes, con los que se iniciaban relaciones en la época de León y Castillo. El historiador reconoce ser consciente de que esa es la pregunta del momento, “el problema es que ahora la información viaja a gran velocidad y antes no nos enterábamos mucho de lo que pasaba en otros países”, por lo que prefiere realizar sus valoraciones del pasado, presente y futuro, sobre la base de los hechos conocidos.

En el caso de esta revisión del papel de León y Castillo como embajador, Víctor Morales Lezcano considera que “aunque hayamos escrito mucho sobre él, la importancia de su labor y la relación de la misma con el tiempo que le tocó vivir merece ser puesta en valor de manera regular, porque siempre nos aparecen matices que permiten entender situaciones de toda índole”.

“León y Castillo muere justo en la primavera de 1918 y meses después concluía la guerra total europea. La cuestión marroquí había obtenido, mientras, una eventual solución jurídico-política dentro del repertorio de figuras coloniales al uso entonces. Ninguno de los dos grandes anhelos de diplomático que cultivó el patricio grancanario se habían cumplido satisfactoriamente: ni España había obtenido una parte «proporcionalmente justa» en Marruecos ni la penetración se había llevado a cabo de acuerdo con el ideal pacifista y mercantil con que soñara él. La solidaridad franco-española -y más distantemente, la hispano-inglesa- no habían salido fortalecidas después de la contienda, cuya conclusión no pudo presenciar León y Castillo pero sí previó a grandes rasgos y a buen tiempo”, señala Morales Lezcano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *