Waterloo, Sánchez y los presupuestos

La ciudad belga de Waterloo, ubicada a veinte kilómetros al sur de Bruselas, fue famosa, ya que allí tuvo lugar la batalla que lleva su nombre, que significó el declive de Napoleón Bonaparte y de sus invencibles ejércitos, que fueron derrotados por los británicos, holandeses y alemanes comandados por Arthur Colley Wellesley Duque de Wellington, así como también por el ejercito prusiano cuyo mandó ostentaba, el mariscal de campo, Gebhard von Blücher, el 18 de julio de 1815.

En la actualidad esta ciudad de 29.230 habitantes se ha hecho famosa (especialmente para los españoles), ya que en la misma reside huido de la Justicia española, desde hace algún tiempo un delincuente español convicto y confesó, reo de varios delitos entre ellos los de rebelión, sedición, insurrección y malversación de caudales públicos, delitos relacionados con el independentismo catalán, el ex presidente de la Generalitat Carles Puigdemont.

Es evidente que Pedro Sánchez, se ha convertido en el enemigo número de los canarios, su impúdica desatención a todos los que habitamos en estas islas se hizo efectivo ayer (11.enero.2019), en el Consejo de Ministros, donde le aumenta la subvención a Cataluña en 1.000 millones de euros, de donde saldrá el dinero para el pago de la mansión donde habita el ex presidente del gobierno catalán, y a Canarias ni tan siquiera le quiere abonar los 408 millones que le adeuda correspondientes a los Presupuestos Generales de 2018.

Sánchez busca las alabanzas derivadas de tan execrable comportamiento, en Barcelona adonde se ha desplazado hoy muy temprano, y donde ha sido recibido en “olor de multitudes”, rodeado de banderas esteladas y alguna que otra republicana. Este personaje ha acreditado una vez más su desconocimiento de la política, donde el tratamiento de todos los gobernados tienen que ser medido por el mismo rasero, según consta en los tratados políticos que instituyeron esta ciencia-arte, los más grandes filósofos de la historia de la humanidad.

“Decir al respecto que no solo Sánchez obra con tanta irracionalidad, por desgracia en nuestra isla existen políticos que práctica este mismo sistema irreverente a todas luces, que hace que algunos ayuntamientos se beneficien más que otros en el reparto de las subvenciones dinerarias, que distribuye el Cabildo de Gran Canaria, donde de los veintiún municipio existente en la misma, solo trece reciben unas cantidades millonarias, que en algunos casos rebasan los tres millones, mientras que los ocho restantes apenas reciben unas cantidades exiguas comparadas con las del resto”.

Dándose el caso que quien práctica tan deleznable repartimiento, trata de erigirse en defensor de la isla, poniendo en tela de juicio la honorabilidad, en este aspecto del gobierno autónomo, y que para mayor inri es galardonado con la Medalla de Oro de la Cámara de Comercio, donde su presidente el señor Sánchez Tinoco, desconoce el verdadero comportamiento del señor Morales Méndez al respecto.

El presidente del Gobierno Canario, Fernando Clavijo, viene manifestando desde finales del mes de noviembre, “que si el gobierno Central, no le liquidaba antes del 31 de diciembre, los importes adeudados recurriría a la Justicia ordinaria”, algo que lamentablemente no ha hecho. Barragán acreditando una vez más su poco intelecto dice: “teme que Sánchez piense que las islas reciben bastante dinero”. Y sin embargo como Consejero de Presidencia y Justicia, no acredita ante todos los canarios, esa predisposición de demandar de una vez el “nefasto” comportamiento de Sánchez, donde parece ser existen documentos acreditativos de ese trato de colaboración en el reparto de los fondos estatales que nos corresponde, firmados por el anterior presidente Mariano Rajoy y el presidente Clavijo, y que nos son negados sistemáticamente, por un presidente “postizo” e inadecuado del gobierno español.

Me da vergüenza ajena el comportamiento del presidente Clavijo, que desde mi punto de vista carece del orgullo y de la dignidad, que debe revestir a una persona sea política o no, humillándose ante Sánchez solicitándole una entrevista, que según parece este no piensa darle, anulando incluso su venida a Canarias la próxima semana, ante el temor de ser “vituperado” por los que habitamos aquí, que haríamos de su visita un “calvario” por los insultos, y los gritos contra su persona merecidos por el trato que le esta dando a las islas.

El estulto secretario general del PSC, el “ínclito”, Ángel Víctor Torres, ex alcalde de Arucas, consejero en la actualidad del Cabildo de Obras Publicas y Deporte, posiblemente “desconocedor de los contenidos de ambas áreas”, apoyandose en los criterios “erróneos” de su buen número de asesores “legos” al igual que él, en estas materias, aficionado a la “daguerrotipia”, -es raro el día que no aparece su fotografía en los periódicos locales-, dice, “que se corrigen los desequilibrios”, al cual le preguntaría, ¿cuando vida mía?, usted como buen aruquense a lo mejor me contestaría, “cuando San Juan baje el dedo”, el santo patrón de su ciudad natal.

Según la prensa el ministro de Fomento, Abalos, “el mentiroso compulsivo” de la era Sánchez, pretende venir a Las Palmas, se le recibirá con las “zarpas” bien afiladas, ¿o con falsos saludos y abrazos?. Espero que cada uno obre en consecuencia, no obstante me gustaría decirle a mis paisanos, que por muy “ministro” que sea se le debería recibir con las “uñas bien afiladas”, e incluso obviando su presencia, ya que la misma es más una provocación que una visita “protocolaria”, después de lo que ocurrió en el Consejo de Ministros del viernes pasado, ninguno de estos personajes que se sientan en torno a Sánchez son bien venidos a Canarias.

Son muchos los periodistas expertos en política, que hoy manifiestan en sus propios rotativos, que los Presupuestos Generales del 2019 presentados por el gobierno de Sánchez, se están negociando en Waterloo, donde las reuniones periódicas de Torra y Puigdemont, han estado “maquinando”, la forma de coaccionar al presidente, mediante la promesa de apoyarlo en la aprobación de los Presupuestos, algo que es posible, y hasta creíble, dado el empecinamiento de Sánchez de sacarlos adelante como sea, ya que sería la única forma de prorrogar su estancia en la Moncloa, algo que le hace mucha ilusión, ya que es consciente que el pueblo no lo eligirá en las urnas, dada su abominable forma de gobernar, donde ya se le califica como el peor presidente
habidos en España, desde el comienzo de la “democracia”.

Los políticos españoles “brillan por la falta de calidad que acreditan, desde el presidente del gobierno hasta el último ministro, todos acreditan una incapacidad manifiesta, que lo único que hacen es “incordiar”, y aliarse con los separatistas, pro etarras y rupturistas, que son los únicos con los que se relacionan, dada su alto índice de semi analfabetismo, o la carencia de preparación, que es lo que les hace caer sistemáticamente en esos errores donde sobresale la ingobernabilidad, y ese comportamiento antiético y antiestético.

El parlamento parece en la actualidad más una taberna del puerto, que la sede donde radica la soberanía del pueblo, la inadecuada forma de comportarse de algunos diputados, han roto esa cadena sinfín de decencia y honorabilidad que siempre ostentó tan “magna” institución.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *